ESTOY BUSCANDO TRABAJO. Pincha ESTE ENLACE para ver mi Curriculum Vitae

270 HECTÁREAS AFECTADAS EN EL INCENDIO DE LA CALDERONA

El fuego se inició ayer cerca del Alto de Chirivilla, en Gátova, y pronto se dirigió hacia el término de Segorbe. Durante la noche, 300 efectivos terrestres han trabajado en las labores de extinción, aunque la incorporaciónn de 19 medios aéreos y el cambio en las condiciones climáticas esperan dar las primeras alegrías para su rápido control y extinción.

Un incendio forestal se declaró ayer tarde en el término de Gátova, en el Parque Natural de la Sierra Calderona entre los límites provinciales de Valencia y Castellón. Según fuentes de Emergencias, el primer aviso del fuego llegó al 112 a las 19.20 horas. Fue detectado por una de las unidades de Prevención de Incendios desde el Pico del Águila, en una zona de arbolado y matorral conocida como Fuente Alameda, en las proximidades del kilómetro 24 de la CV-25, carretera que discurre entre Llíria y Altura.

Al parecer, el fuego se inició con fuerza debido a las adversas condiciones climáticas de la jornada, con un fuerte viento que alcanzó rachas de 50 kilómetros por hora, temperaturas de 32 grados y con una humedad relativa inferior al 30%. Además, si se suma la sequía y los problemas de limpieza del monte tras el temporal en numerosos puntos de los montes valencianos, llevaron a que en muy poco tiempo la extensión quemada creciese, y pronto se viesen afecadas grandes zonas de masa forestal y cultivos. Eso sí, afortunadamente no hay núcleos de población cerca de la zona del incendio, pues el viento motivó que las llamas no se dirigiesen hacia Gátova.

Si bien Medio Ambiente no ha podido aportar de momento una causa evidente sobre el origen del incendio, entre los vecinos no se descartaba la intencionalidad tanto por la hora, muy crítica para la extinción del fuego, como por el lugar, una zona pura de vegetación forestal sin población o campos cercanos. Además, en declaraciones del director general de emergencias, se desprende que existieron dos focos en origen en puntos separados, por lo que a falta de una investigación que lo clarifique, la mano del hombre parece clara.

A la extinción del incendio, localizado entre Gátova, Altura y Segorbe, pronto se movilizaron un nutrido número de efectivos terrestres procedentes de Castellón y Valencian, brigadas, agentes medioambientales y  hasta diez medios aéreos, que debido a lo avanzado de la tarde poco pudieron hacer.

Pero el control del fuego no fue fácil. El poniente propagó las llamas con rapidez y al anochecer tuvieron que retirarse los medios aéreos mientras lenguas de fuego de grandes dimensiones avanzaban por las laderas de la Calderon, aen una zona densa de pinada que hacía presagiar lo peor, decantándose inicialmente hacia el sur en dirección a Soneja. La gran columna de humo y fuego en el alto de Chirivilla y el pico del Águila se podía ver hasta en la Vall d´Uixó  y Almenara, aunque la preocupación principal recaía entre los vecinos de Segorbe, Altura o Llíria, que se acercaban a los extremos de los cascos urbanos para observar impotentes la evolución.

Alrededor de la medianoche el presidente de la Generalitat Ximo Puig acudia hasta la zona del incendio para conocer de primera mano la evolución de las tareas de extinción, a las que también se incorporó la UME (Unidad Militar de Emergencias). El Puesto de Mando Avanzado se ha instalado en un polígono industrial de Altura, bajo la supervisión del director general de Emergencias, José María Ángel.

A última hora de la tarde, las llamas alcanzaban el término municipal de Segorbe y la CV-25 estaba cortada entre Gátova y Altura para facilitar el acceso a los vehículos contra incendios. Emergencias confiaba en detener las llamas ante la previsión de que el poniente remitiera de madrugada. Y que la labor de los 230 efectivos movilizados en la zona durante toda la zona frenase dentro de sus posibilidades el avance de las llamas.

La Sierra Calderona es un paraje natural que se extiende a lo largo de 17.772 hectáreas entre las provincias de Valencia y Castellón. De momento, ya hay quemadas


Pero con las primeras luces del día, ya se ha podido hacer una valoración de la zona afectada, que se acerca a las 270 hectáreas quemadas, y ver su primera extensión y las zonas afectadas. El incendio, tras originarse en el Alto de Chirivilla, ya ha afectatado a los barrancos Gascon y de la Mocha, y avanza en dirección a Masía de la Hoya.  Eso sí, con el cambio de predicción  meteorológica se espera que durante la mañana los medios aéreos den alguna alegría. Desde el primer momento de la mañana, ya trabajan en la zona más de 300 medios terrestres y 19 aéreos. 

El ir y venir de helicópteros e hidroaviones por el cielo del Palancia ha despertado a más de uno, que pronto se ha querido solidarizar con los que durante toda la jornada están trabajando en el incendio,  y agradecer la labor que los bomberos de las diputaciones de Valencia y Castellón, la UME, la Guardia Civil, Trafico, la Policía Autonómica, Protección Civil, Policía Local, y los cazadores, agricultores y voluntarios que han colaborado como guías de las diferentes brigadas están realizando para apagar el primer (y esperamos que último) incendio que afecta al territorio palantino este verano.


No hay comentarios:

Publicar un comentario