ESTOY BUSCANDO TRABAJO. Pincha ESTE ENLACE para ver mi Curriculum Vitae

TORÁS RESTAURA LA CAMPANA PRINCIPAL DE SU IGLESIA

La campana será llevada a Bélgica para restaurar la grieta que afecta a su sonoridad, que tardará unos tres meses. Entre tanto, desde el Consistorio se ha abierto una suscripción popular para recabar los 10.000€ que costará su puesta a punto.

Foto: Ana Monleón
La localidad palantina de Torás ha vivido un momento histórico de su historia reciente, con la bajada de la campana principal del campanario, Santa Quiteria, que va a ser trasladada hasta la población belga de Holsbeek para ser reparada tras haber sufrido en 2014 una grieta. 

Se trata de la campana principal del juego de dos bronces que presiden el campanario anexo al templo de Santa Quiteria. El ejemplar, que data de 1869, mide 86 centímetros de diámetro y pesa 368 kilogramos, sufrió una grieta cuando se realizó el volteo manual de las fiesta mayor del pueblo, la del Cristo, en septiembre de 2014. 

Una rotura que hacía que sonase muy mal y tampoco era cuestión de dejarla así, con el poco patrimonio con el que cuenta la localidad. Por este motivo, desde el propio Ayuntamiento se pusieron manos a la obra con el fin de recaudar fondos de cara a llevar a cabo la reparación de este bronce, que supondrá unos 10.000 euros de coste. Para ello, el consistorio está realizando loterías y recoge donativos con el fin de conseguir una cuantía económica importante, dado que el  consistorio no dispone de tantos recursos, y los vecinos ya han demostrado que pueden llegar a ser muy solidarios cuando toca colaborar con la restauración del patrimonio local.

También se ha de tener en cuenta que este bien no es patrimonio municipal, sino de la Iglesia, por lo que el Ayuntamiento se hubo de poner en contacto con el Obispado con el fin de saber la propiedad de la campana. Pero sorprendentemente, en los archivos eclesiásticos tampoco aparece nada, por lo que finalmente se ha decido buscar aportaciones de la gente para su restauración. 

La campana fue bajada con una grúa, lo que despertó bastante curiosidad entre los toraseros y escolares que acudieron hasta la plaza para presenciar el momento. Fue la empresa valenciana especializada en reparación y fabricación de campanas, Campanas Manclús, la encargada de bajar el bronce y trasladarlo hasta Bélgica donde tardarán por lo menos tres meses, ya que se trata de una reparación, de soldar el bronce de una manera específica con el fin de no dañar la pieza, para que suene como antes y con unas características especiales para que quede en perfectas condiciones y no vuelva a romperse por la misma grieta. 
Foto: InfoPalancia.com
Junto con Santa Quiteria, la campana de San Juan, que data de 1906 y es mucho más pequeña, conforman los bronces del campanario de Torás, que según el inventario de Campanas de la Comunitat Valenciana recogido en la página oficial de campaneros de la Catedral de Valencia, es de planta cuadrada y realizado en mampostería y ladrillo con disposición en tres cuerpos decrecientes: El primer cuerpo, levantado con mampuesto y ladrillo en los ángulos y las saeteras queda integrado en el alzado del templo. El segundo cuenta con cuatro ventanas para las campanas y en su cara exterior pilastras de orden toscano y cornisa. Remata el campanario una torreta cuadrangular con veleta. 

Ahora será también esta otra campana la que marcará las horas de la población, avisará de los toques de misa, de las fiestas, y de los eventos que marcan el lenguaje de las campanas.
Fuente: Ana Monleón - InfoPalancia.com / Levante EMV

No hay comentarios:

Publicar un comentario