ESTOY BUSCANDO TRABAJO. Pincha ESTE ENLACE para ver mi Curriculum Vitae

LA LUCHA POR LA SUBSISTENCIA DE LA FUNDACIÓN MAX AUB

La fundación Max Aub de Segorbe recurre a la financiación privada para subsistir, estableciendo cinco modalidades para colaborar económicamente con ella.

La Fundación Max Aub de Segorbe pondrá en marcha, a partir del 15 de julio, una nueva línea de recaudación a través de aportaciones de particulares o empresas privadas, como ya adelantó a finales de 2013 Levante de Castellón, con el fin de aumentar sus ingresos y continuar adelante con la labor cultural y editorial de la entidad. 

Después de 16 años financiándose a través de las aportaciones de los patronos y las entidades públicas, la merma económica en su presupuesto y la escasa aportación por parte de las instituciones que forman parte de la misma (en algunos casos se ha visto reducida a cero euros como es el caso del gobierno central). Situación que ha puesto a la fundación aubiana entre las cuerdas. 

Atrás quedan aquellos presupuestos “estratosféricos” en los que la entidad barajaba hasta los 300.000 euros de capital en época de bonanzas económicas con los que patrocinar el sinfín de actividades culturales organizadas. Este año, la fundación cerró su presupuesto para 2014 con 92.600 euros, lo que ha hecho que se hayan tenido que “apretar considerablemente el cinturón” y reducir las horas de trabajo de la plantilla con el fin de continuar desarrollando su labor cultural y editorial. 

Pero lejos de querer cerrar sus puertas como muchas de las fundaciones literarias lo han hecho por la crisis, desde Segorbe se “va a luchar con uñas y dientes” con el fin de reflotar esta fundación que, sin duda, está viviendo sus horas más bajas. Tanto es así que, tal y como apuntó el gerente de la misma, Francisco Tortajada, "aunque en ningún momento se han planteado cerrar, es cierto que están bajo mínimos y todavía no pueden decir que la situación en la fundación vaya a mejorar”. 

En este sentido, Tortajada informó de que, "aunque los diálogos con las instituciones patrocinadoras están siendo mucho más efectivos y parece que la nueva financiación pueda ayudar, hasta 2015 y viendo las cifras y los presupuestos que barajan de cara al año próximo, no pueden decir que lo peor ha pasado". Así pues, la fundación espera que esta nueva forma de financiación surja efecto. Es más, apuntó Tortajada, “ya ha habido personas que se han interesado por saber cómo funciona después de que en la velada literaria se entregase una carta a todos los asistentes explicando el modus operandi de la misma”. 

Las nuevas propuestas de recaudación, que fueron dadas a conocer a través de una carta en la celebración de la velada literaria a todos los asistentes y serán puestas en vigor presumiblemente el próximo mes, se dividen en cinco modalidades: Amigo de la fundación, Amigo de Max; Colaborador, Colaborador Max o Patrocinador. Cada una de ellas solicita una aportación que va desde los sesenta euros al año (pagando 5 euros al mes), pasando por los 120 euros al año (10 al mes), 180 euros al año o 240 euros al año. Dependiendo de la aportación, el particular tendrá derecho a las publicaciones realizadas. 

En caso de querer ser patrocinador de la fundación, se deberá aportar 1.000 euros que dan derecho a la publicidad en dos actos. A partir de 3.000 euros, además de publicidad, el patrocinador aparecerá como socio colaborador en las publicaciones de la Fundación. Todas las donaciones podrán acogerse a los beneficios fiscales establecidos en la ley 49/202.
Fuente: Levante EMV

No hay comentarios:

Publicar un comentario